Sociedad

161º ANIVERSARIO DE LA MUERTE DEL LIBERTADOR

La ciencia aún no devela el misterio de quién fue la madre de San Martín

17/08/2011 | 08:39

♦ La primera parte de la historia de uno de los descendientes directos de la mujer que amamantó a José Francisco. Su vinculación con San Martín aún genera polémica.

 

 

Los giros sorprendentes de la historia correntina revelan que el legado indígena sigue vivo. 161 años después de la muerte del General José Francisco de San Martín el nombre de quién fue su niñera, Rosa Guarú despierta polémica y admiración. Algunos historiadores la señalan como la madre biológica del prócer,  una duda aún no develada y que el país adeuda. Lo cierto es que existen descendientes directos en Corrientes. Uno de ellos es el doctor Carlos Cristaldo quién relató a www.laargentinaadiario.com.ar su conexión con la mujer que fue clave para la historia nacional.

 

Según investigaciones, Rosa Guarú  nació y vivió en Guaviraví, una zona rural de Yapeyú, a 395 kilómetros de la Capital Correntina.  Allí vivió una familia de descendientes directos de Rosa Guarú Cristaldo, que conservó la memoria de la estrecha vinculación de la familia con la del teniente gobernador de Yapeyú Juan de San Martín.

 

Rosa era su nombre cristiano, y Guarú su nombre guaraní porque entre ellos no existían los apellidos. Aún se desconoce cómo recibe el apellido Cristaldo, pero era necesario en el siglo XVI por disposición del gobierno correntino,  no inscribir en los registros oficiales los nombres indígenas. Por este motivo, toda su descendencia adquirió este apellido que trascendió en el tiempo y permitió ubicar a sus descendientes en la actualidad.

 

Los primeros datos genealógicos recopilados por el historiador pampeano Hugo Chumbita,  los obtiene de Rosa Cristaldo, biznieta de Rosa Guarú Cristaldo que nació y vivió en las chacras de Guaviraví, entre 1871 y 1936. Lo mismo su hijo Pedro Telmo Cristaldo (1888-1972).  De ellos desciende casi toda la rama familiar de la que viven muchas personas en la ciudad de Corrientes, en Santo Tomé y en Buenos Aires.

 

www.laargentinaadiario.com.ar  dialogó con uno de ellos en Corrientes Capital, el doctor Carlos Cristaldo sobrino nieto directo porque según explicó, su bisabuelo Tomás Cristaldo era sobrino de Rosa Guarú.

 

Son muchos los lazos que unen a Carlos Cristaldo con la historia correntina. Además de ser descendiente de la mujer que amamantó a José Francisco, es pariente de Amado Bonpland;  el médico naturalista que llegó desde Europa al Río de la Plata en 1817 y se radicó en Corrientes, en Colonia de Santa Ana, hoy Bonpland, departamento de Paso de los Libres. “La esposa de Bompland era tía de mi padre -señala el abogado - Victoriana Cristaldo de Bonpland, quién a su vez es descendiente de  Rosa Guarú”.

 

Contó además que la familia Cristaldo Bompland es numerosa, y hace pocos años se reunieron a compartir el lazo guaraní que los une. “Llenamos el hotel de Turismo” dijo orgulloso de su estirpe.

 

 

La polémica maternidad de Rosa Guarú

 

El historiador Hugo Chumbita reiteró el año pasado en el Congreso Nacional un pedido de estudio de ADN que resuelva las dudas que existen en torno a la filiación del General José de San Martín.  Según relata, Rosa Guarú, la india conocida en la historia correntina como la niñera de José Francisco podría ser la madre del prócer. En Corrientes su imagen es popular mediante la tradición oral.

 


Rosa era su nombre cristiano, y Guarú su nombre guaraní porque en su famiia no existían los apellidos.


 

 

El investigador indica en varias de sus publicaciones que los pobladores antiguos de Yapeyú, y especialmente las mujeres de mayor edad, conocen la historia aunque la cuentan con muchas reservas, ya que la versión oficial es que Rosa Guarú fue la niñera del Libertador, “y los yapeyuanos guardaron el secreto de que era su verdadera madre” explica.

 

 

La historia que reposa en Yapeyú

 

 Una crónica publicada por Pedro Mesa Toledo, antaño maestro de escuela en Yapeyú, narra que  en la época de la guerra del Paraguay, Rosa Guarú preguntó por la suerte del General José de San Martín a uno de los oficiales que venía del frente. Cuando éste le informó que había muerto en Francia en 1850, las lágrimas corrieron por el rostro ajado de la anciana. Ella sobrevivió unos treinta años más. La historia consigna que falleció en Aguapé, a unos 15 kilómetros de Yapeyú, hacia 1880, a los 103 años.

 

El viejo higuerón donde ella amamantaba al pequeño José Francisco en su ciudad natal, cayó en 1986, y hoy se yergue en el mismo lugar un retoño que los vecinos veneran como a su predecesor. Pocos metros más allá, ante el escenario de la barranca que se empina sobre el río Uruguay, está el templete construido en 1.938 por el gobierno nacional, que protege los muros de piedra que quedaron de la casa de la gobernación. Hace un siglo y medio, Rosa Guarú fue traída desde Aguapé para atestiguar que esas ruinas correspondían al hogar de los San Martín.

 

En el recinto del templete, custodiado permanentemente por un granadero en uniforme de gala, una urna de metal dorado guarda  cajas con los restos de Juan de San Martín y Gregoria Matorras, que fueron trasladados de España a Buenos Aires en 1948 y enviados desde la Recoleta a Yapeyú en 1998.

 

 

La búsqueda no cesa

 

Hasta el día de hoy,  Hugo Chumbita continúa con la búsqueda de la tumba de la presunta madre de San Martín, Rosa Guarú o Cristaldo y la autorización para concretar un ADN con los restos del General que descansan en la Catedral de Buenos Aires.

 

En 2006 se formó el Grupo Lautaro para impulsar los pasos siguientes y  requirió apoyo a laboratorios universitarios. Por iniciativa de la diputada correntina Araceli Méndez de Ferreira y otros legisladores, la Cámara de Diputados de la Nación, declaró de interés parlamentario y recomendó al Poder Ejecutivo facilitar la investigación del origen mestizo de San Martín. Pero distintas asociaciones sanmartinianas se  opusieron. El presidente Fernando de la Rúa hizo lo mismo en 2001.